• Sébastien Bangandu

El padre general a San Andrés Totoltepec


Lunes 24 de febrero del 2020 la comunidad asuncionista Laroque de San Andrés Totoltepec recibió al padre Benoit Grière, de origen francés y superior general de los Agustinos de la Asunción que están a cargo de la parroquia San Andrés Totoltepec, ubicada en la parte sur de la ciudad de México


Después de visitar la comunidad de los religiosos, el padre Benoit y Miguel, así como los padres Joseph, Francisco y Sébastien tuvieron un encuentro con el consejo parroquial de San Andrés Totoltepec. Nuestro encuentro fue precedido por la misa vespertina celebrada por el padre Miguel, asistente general.

Durante este encuentro, el padre Benoit nos compartió en voz de padre Miguel como su traductor, que los Agustinos de la asunción son una congregación religiosa de derecho pontificio, es decir reconocida por la santa sede en Roma, que fue fundada por el padre Manuel d’Alzon.


Son Agustinos porque su fundador quiso retomar la espiritualidad y la regla de vida de San Agustín como base de su vida comunitaria y del trabajo apostólico que desarrollan a favor del advenimiento del Reino de Dios en el mundo; son de la Asunción porque fueron fundados en el colegio de la Asunción en donde el padre d’Alzon, vicario de la diócesis de Nîmes trabajaba como director. Hoy en el mundo son aproximadamente 1000 religiosos y sacerdotes, repartidos en aproximadamente 130 comunidades que trabajan para la extensión del Reino de dios en 31 países de los 5 continentes.

La comunidad asuncionista existe para el advenimiento del reino en nosotros y a nuestro alrededor, esta es su principal tarea. Pero no pueden extender el reino si no son capaces de experimentar en sus vidas la posibilidad de encarnarlo.


Padre Benoit nos comentó que es necesario que valoremos el espíritu de colaboración entre laicos y religiosos. Se trata de crecer en la conciencia de que somos convocados a un proyecto común, en el que juntos, religiosos, laicos y otros colaboradores construyamos el presente y preparemos el futuro de la Congregación.

Cada uno con sus roles y responsabilidades diversas, pero todos apasionados por vivir construyendo el gran sueño de nuestro padre Fundador. Nos exhortó también a que sigamos rezando por la intercesión del padre Manuel para que la Iglesia reconozca su santidad.

Agradecemos al padre general y al padre Miguel su visita. De veras fue una experiencia vital y hermosa, que nos hace sentir el sano orgullo de pertenecer, como laicos, a esta gran familia. Que el Espíritu de Dios nos ayude a responder a las necesidades de la Iglesia para poder ser hombres y mujeres de nuestro tiempo.


Virginia García

Catequista y miembro del consejo parroquial

207 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo