• Sébastien Bangandu

En Pentecostés, el Espíritu nos llevó al semáforo verde !


Rafael

La parroquia asuncionista Santiago Apóstol de Tlilapan - Veracruz se haya en semáforo verde, por haber disminuido radicalmente los contagios de COVID. Ello permitió que el pasado sábado 22 de mayo regresáramos a la parroquia del padre Oswaldo García Sánchez para brindar un retiro con el tema del Espíritu Santo a los miembros del equipo pastoral.


Mas de un año antes de que iniciara la pandemia, Maricarmen Martínez Álvarez, Aurora (Bollo) Maltos y un servidor iniciamos un proceso de formación para los catequistas del decanato. Este año sin esa actividad nos pareció muy seco. PENTECOSTES fue el nuevo arranque para esta labor pastoral. El tema y el horario los aterrizamos oportunamente con el P. Oswaldo, acordes al Kerigma de la Renovación Carismática.

Bollo, Maricarmen, Rafael

Salimos el viernes a buena hora, las 4 de la tarde, pero un accidente entre dos tráileres y un carro, antes de los túneles, nos hizo perder mucho tiempo. Llegamos cerca de las 11 de la noche. Pero el gusto de regresar no permitió que nos sintiéramos mal por ello.


Tuvimos un total de 22 participantes, buena cifra para estar arrancando actividades. Fue un gran gusto encontrar caras muy conocidas, pero también conocer nuevos miembros que se adhirieron durante el periodo de la cuarentena. Tuvimos un incremento en la participación de miembros varones, lo que nos dio mucho gusto.

Todos fuimos muy cuidadosos de las normas sanitarias, aunque ello restringía nuestro deseo de abrazar a los viejos y nuevos amigos. El equipo es muy diverso, con gente que tiene mucha experiencia y preparación, y personal que va adentrando apenas en el equipo, pero todos participaron gustosamente desde su experiencia y reflexión personal, enriqueciendo la vivencia.

Además, tuvimos el gozo de conocer las nuevas instalaciones de la Parroquia. Me refiero al nuevo salón que se construyó arriba de la sacristía y de los cuartos del oriente de la casa. Este nuevo salón es enorme y está muy bien acondicionado.

Además, vimos los nuevos cuartos para retiros construidos sobre el comedor, muy bien iluminados y con excelentes servicios sanitarios. Desconozco el cupo total que tiene, pero nosotros sólo utilizamos una pequeña parte, dejando los espacios indicados por la prudencia sanitaria.

Felicidades a la comunidad y su párroco, por este logro que redundará en beneficio de la labor pastoral. En sus comentarios, los participantes hicieron muchas alusiones a las dificultades del periodo de cuarentena, pues en su momento hubo muchos contagios y defunciones en la zona.

Fueron muy emotivos en su oración y en el aterrizaje de sus experiencias y gratitud por el acompañamiento del Espíritu Santo en todo el proceso. En más de una ocasión sus testimonios nos provocaron reconocimiento a su profunda fe, y un sentimiento de empatía en su dolor.

Damos las gracias al padre Oswaldo por su confianza en nuestro trabajo y por invitarnos a trabajar dentro de la Pastoral Profética de la zona, de la que él es titular, nombrado por el Obispo.

Esperamos la confirmación de la temática para trabajar en lo que resta del año con los grupos de catequistas, ello será con el acuerdo de los párrocos del decanato y según las necesidades actuales de sus equipos. Estamos deseosos de conocer el temario para crear y preparar los contenidos, dinámicas y elementos más adecuados.


Por este reencuentro le damos las gracias al Espíritu Santo, protagonista del retiro y de nuestras vidas, que ha tenido tan grandes muestras de misericordia para con nosotros. Le pedimos también que del mismo modo que se reinicia nuestra actividad pastoral, se recupere la salud y la actividad económica, tan necesarias en nuestro país. ¡Saludos y hasta pronto!

Rafael Martinez Guizar, laico asuncionista





239 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo